Urbanismo

El Ayuntamiento culmina la tramitación administrativa de Torrehierro II

El Ayuntamiento culmina la tramitación administrativa de Torrehierro II

26 Septiembre 2018
• La portavoz municipal recalca que el suelo industrial es una prioridad por lo que el consistorio ha solapado los trámites para atraer empresas
Urbanismo
La portavoz municipal anuncia la conclusión de la tramitación administrativa y de planificación de la segunda fase de Torrehierro

La portavoz municipal, María Rodríguez, ha ofrecido esta mañana una rueda de prensa para informar sobre los asuntos tratados en la Junta de Gobierno Local, entre los que destaca la aprobación definitiva por parte de la Junta de Gobierno de la reparcelación de la segunda fase del polígono industrial de Torrehierro, con la que se cierra el procedimiento administrativo y de planeamiento previo a la urbanización del parque empresarial.

Según ha explicado la portavoz municipal se trata de un paso previo y necesario para la urbanización- “cuyos avances han ido en paralelo para adelantar trámites”- de 180.000 metros cuadrados de la segunda fase del polígono Torrehierro por valor de 3,25 millones de euros y un plazo de ejecución se estima en 9 meses a contar desde el inicio de las mismas.

Rodríguez ha recalcado que para el equipo de Gobierno el suelo industrial “es una prioridad para atraer empresas”, y por eso, desde el Ayuntamiento han solapado los trámites de reparcelación con las diligencias relacionados con la urbanización y la modificación del PAU.
Por otra parte Rodríguez ha explicado que la Junta de Gobierno ha aprobado la adjudicación definitiva del contrato de pavimentación del lote 3 del Plan de Asfaltado que mejorará la entrada a Barrio Nuevo, barrio de San Juan, calle Duque de Wellington y aledañas con plataforma única, hormigón impreso y mejorando las zonas y recorridos peatonales en todas estas zonas que empezará en 15 días.

En otro orden de cosas la portavoz municipal ha anunciado la recuperación de la vigencia de la jornada laboral semanal, conforme al acuerdo marco y al convenio colectivo, en 35 horas semanales frente a las 37,5 horas que estaban vigentes hasta el momento.

La Junta de Gobierno Local ha ratificado el anuncio que el pasado jueves, 21 de septiembre, el alcalde Jaime Ramos hacía con motivo del pregón de Ferias de San Mateo de que el polideportivo Primero de Mayo pasaba a apellidarse Ciudad de la Cerámica, “para promocionar a nuestra ciudad y a nuestra seña de identidad más emblemática”.

Por último la portavoz ha explicado que se ha aprobado el gasto del proyecto de Garantía Juvenil titulado Talavera Medio Ambiental, en el que han participado un total de 16 usuarios desde el 22 de diciembre de 2017 al 21 de junio de 2018 por un importe total justificado de 52.138 euros.

A preguntas de los periodistas Rodríguez ha respondido sobre el proyecto de rehabilitación y reforma del edificio de Correos que pretendía cambiar ascensores, estructuras, sistemas de escaleras y modificar la fachada por lo que se ha desestimado la propuesta que se presentó ante la comisión del Plan Especial de la Villa al tratarse de un edificio fuera de ordenación.

En cuanto a la moción del PSOE para encargar “con la mayor celeridad” un proyecto de recuperación y restauración de la azulejería de la Basílica de Nuestra Señora del Prado “denota que prestan poca atención en las reuniones en las que participan”, ha señalado la portavoz municipal, porque ya hay un proyecto de análisis de la azulejería, existe también un mapa de daños y de estudio de las patologías, así como un proyecto de restauración y rehabilitación de los azulejos que fue presentado en la comisión del Plan Especial de la Villa de Talavera y que fue votado y aprobado por los integrantes de dicha comisión entre los que estaban representantes del PSOE en Talavera.

Tampoco entiende Rodríguez la petición socialista de que se lleven a cabo tareas urgentes de protección de los elementos dañados cuando esta fue la primera medida que se tomó al detectarse que algunos de los azulejos corrían peligro de desprenderse “actuando con una resina reversible y colocando una protección de placas aireadas y vinilos que el PSOE tildó de masilla de fontanero y calcomanías”.